jueves, 25 de mayo de 2017

25 maig 2017 (2) Tota La Sagrera (opinió)

25 maig 2017



30 passes
La Sagrera, març 1971

Si l’atemptat d’Hipercor de 1987 (del qual estem a punt de commemorar el 30è aniversari), amb vint-i-una víctimes mortals, és amb la bomba del Liceu de 1893, amb vint morts, dels pitjors patits a Catalunya, la primera víctima mortal en un atemptat terrorista en terres catalanes va ser a La sagrera. Tot això és si les comptem amb temps modrens, perquè en època del pistolerisme dels anys vint, o en tenps dels maquis, el nostre barri també va ser escena d’algunes històries tràgiques.
A La Sagrera, al carrer Gran de La sagrera 40-42, gairebè a tocar amb el començament del carrer de Berenguer de Palou, existia un edifici antic que la gent del barri anomenàvem Les Cèdules, perquè antigament s’expedien les Cèdules d’Identitat, precursores del DNI actual, creat l’any 1944 i implantat el 1951.
Aquest edifici, avui enderrocat, va passar a mans de la Diputació Provincial de barcelona, la qual es va destinar a recpatació d’arbitris (un tipus d’impost) i allà es pagaven tributs diversos, des de el de tinença d’un receptor de ràdio o de televisió (gairebè oblidat per tothom), el d’arbres per als propietaris forestals. Tot això fins que, arran de l’orenament tributari d’una anys desprès, la gestió va recaure en la Generalitat o en d’altres organismes, tot i que avui encara existeix un departament hereu, l’Oficina de Gestió Tributària de la Diputació.
El 7 de març de 1971 era diumenge, i sobre dos quarts de vuit del matí, el guàrdia civil Dionisio Medina Serrano es dirigia a casaseva després de sortir del servei de vigilància que havia fet durant la nit a la veïna estació de Mercaderies de La Sagrera, la qual, en rebre materials procedents de l’estranger, tenia consideració de duana i la competència de la seva vigilància corresponia a la guàrdia civil.
Sembla que Dionisio Medina va veure un paquet sospitós, o potser hania advertit la presència d’alguna persona sospitosa, perquè va desenfundar la seva pistola, però l’explosió del paquet de cop i volta el llençà a més de vint metres de distància i li va causar la mort. L’explosió es va escoltar des de la benzinera del Clot. Els estralls foren quantiosos, tant per l’enderroc d’una part de la paret, como per la destrossa total dels mobles de la dependència.
Dionisio Medina Serrano, nascut a Priego de Córdoba (Córdova), estava casat i tenia una filla petita. Els autors de l’atemptat pertenyien al FAC (Front d’Alliberament de Catalunya), una organització fundada el 1969 i extingida en 1977. Aquest grup va fer el primer atemptat a Ràdio Nacional d’Espanya al passeig de Gràcia, a l’octubre de 1970 i també va atemptar contra La Vanguardia, les vies de tren de la Plaça de les Glòries o alguna caserna de la guàrdia civil. Va tenir les primeres detencions el maig de 1972 i alguns dels seus membres van acabar en grups anarquistes internacionals, a frec amb la delinqüència comú.

Opinió:

Es un plaer trobar informació històrica sobre atemptats succeïts a Catalunya i dels que no es parla gairebé mai i que fins i tot no son recordarts ni tan sols pels organismes o col·lectius dels que s’esperaría més interès o una especialització en la matèria.

I a mes a mes, veure que la investigació presentada per  un excel·lent historiador com en Joan Pallarés-Personat coincideix amb la que vaig presentar al 2010 en el meu estudi sobre terrorisme a Catalunya mostre que, des de diferents vesants, la veritat es la que es i els fets son els que son. Agraeix-ho en Joan Pallarés-Personat l’interés mostrat per recordar fets que, malgrat ser desconeguts en la memòria col·lectiva, mereixen ser recordats.

25 mayo 2017 eldiario.es

25 mayo 2017



Por qué el terrorismo yihadista ataca ahora conciertos, discotecas y mercados
Los extremistas islamistas violentos quieren convencernos de que nos enfrentamos a una amenaza impredecible y generalizada

Inmediatamente después del 11-S y la invasión estadounidense de Afganistán, una red de jóvenes terroristas se organizaron en Londres y discutieron sobre posibles objetivos. No hablaron de embajadas, bases militares o aviones. Hablaron de atacar “pubs y discotecas”. También almacenaron el suficiente nitrato de amonio (un fertilizante) para elaborar una gran bomba. La agencia de inteligencia británica MI5 grabó en secreto al líder de la red sugiriendo un ataque a un gran centro comercial y a la discoteca Ministry of Sound.
Ahora, mientras expertos forenses peinan los restos del ataque en el Manchester Arena, ese plan anterior es un recordatorio de que los terroristas islamistas buscan desde hace tiempo objetivos sin relevancia política, militar o incluso económica. De hecho, los objetivos más atractivos para un terrorista son a menudo aquellos que parecen más banales, al menos para la mayoría de nosotros. Estos objetivos son, en palabras de una destacada autoridad, objetivos “de estilo de vida”.
Aunque los dos primeros grandes ataques de la nueva era de terrorismo islamista global fueron contra dos embajadas y un buque de guerra estadounidenses en 1998 y 2000 respectivamente, los ataques del 11-S de 2001 fueron contra objetivos que representaban tanto el poder duro como el poder blando de Estados Unidos: el Pentágono y el World Trade Center.
Cientos de personas murieron en los trenes y autobuses en Madrid y Londres en 2004 y 2005, prácticamente los mismos que murieron en el atentado con bomba en una discoteca en Bali en 2002. El terrorista suicida que chocó su coche contra el aeropuerto de Glasgow en 2007 lo hizo tras no conseguir explotar en su primer objetivo: el club Tiger Tiger de Londres.
En los últimos años se ha producido un cambio: los ataques al “estilo de vida” cada vez son más comunes. En Francia, recientes ataques extremistas han ocurrido en el Museo del Louvre, en la avenida de los Campos Elíseos llena de tiendas y en el paseo marítimo de Niza durante las celebraciones del 14 de julio.
En noviembre de 2015, miembros de una red del ISIS mataron a más de 150 personas en una sala de conciertos, en bares y en las calles pegadas a un campo de fútbol lleno en París. En Alemania, el objetivo fue el mercado navideño de Berlín. ¿A qué se debe este cambio y por qué son tan atractivos estos objetivos para los terroristas?
El terror: irracional pero comprensible
Una razón es que los objetivos evidentes como bases militares, embajadas, oficinas gubernamentales y aviones, entre otros, están más protegidos que hace una década. A menudo los objetivos terroristas se determinan por lo que es viable, no por lo que constituye un plan maestro.
Otra razón que explica el cambio es que Al Qaeda, que hoy en día es relativamente más débil que antes, e ISIS, que se ha convertido en el favorito de los yihadistas, difieren en tácticas y estrategia, incluso a pesar de que sus objetivos coinciden.
Los veteranos de Al Qaeda dan prioridad a construir una red de apoyo a su proyecto extremista e intentan atacar objetivos que creen que sus posibles simpatizantes considerarán ataques legítimos. La organización terrorista justifica algunos de sus ataques con su interpretación de la ley islámica, que pide represalias justas, en su caso por las víctimas musulmanas de las acciones militares de Occidente. Otros atentados pueden ser justificados al considerar responsables a los ciudadanos de países occidentales por los actos de sus gobiernos. Pero incluso Al Qaeda consideraría inaceptable matar a adolescentes en un concierto.
Eso no ocurre con el ISIS. El grupo confía en un aumento de la brutalidad para aterrorizar a las poblaciones que son su objetivo, ya sea en Occidente o en Oriente Medio.
Una de las razones tras el foco en los objetivos de “estilo de vida” viene de tiempo atrás. ISIS describió el concierto del lunes por la noche como “deshonroso”, igual que describió a las víctimas de su ataque en París en 2015 en la sala Bataclan: “Centenares de infieles se reunieron para un concierto de prostitución y vicio”.
ISIS ve cualquier otra cultura como una amenaza, destrozado obras de la antigüedad en sus bastiones para extirpar la idolatría y la falta de religiosidad. Esta visión puritana y rigurosa es un elemento fundamental del fervor religioso violento de todos los grupos yihadistas. También recuerda al lenguaje de los conservadores en buena parte del mundo islámico, que ve la cultura occidental como la mayor amenaza para los jóvenes musulmanes, para la cohesión de sociedades locales y para lo que ellos consideran como su cultura.
Esta visión también es fundamental para los extremistas islamistas radicados en Occidente, que a menudo son muy jóvenes y, casi siempre, hombres. Sin embargo, el lenguaje que utilizan es diferente al utilizado por los ideólogos. El líder del plan de 2002 para hacer estallar la discoteca Ministry of Sound se refería a las “putillas que bailan” y que iban a morir.
Además, el mayor atractivo de los ataques en conciertos o eventos similares para ISIS es que son extremadamente efectivos.
Los extremistas islamistas violentos quieren convencernos de que nos enfrentamos a una amenaza impredecible y generalizada. Atacar una base militar no sirve porque no todos somos soldados. Atacar una oficina gubernamental, o incluso un lugar emblemático a nivel nacional, tampoco lo consigue porque ninguno de ellos es parte de nuestra vida diaria. Pero ataca un pub o una discoteca, ataca a adolescentes en un concierto o a menores en un colegio y todos nos sentiremos inmediatamente en peligro.

Puede que esto no sea una reacción totalmente racional, dadas las posibilidades reales de ser víctima de la violencia terrorista, pero es absolutamente comprensible. Y por eso a veces el terrorismo funciona.

miércoles, 24 de mayo de 2017

24 mayo 2017 (3) elplural.com (artículo)

24 mayo 2017



Respuesta al señor Jiménez de una víctima del terrorismo
A mí, como víctima del atentado en Hipercor, sus frivolidades en 13 TV me repugnan y asquean pero ello no me pone “más cerca de los verdugos”

Siempre ocurre lo mismo cuando aparecen aquellos que, pese a equivocarse, siguen intentando excusar sus errores o sus mentiras. A la vista de las palabras del señor Antonio Jiménez puedo entrever que, si lo ocurrido hubiera sido un tiroteo o la explosión de un altavoz, habría que reírle las gracietas y, por lo tanto, los seres humanos que pudieran haber muerto por esas dos causas no serían tan importantes como las habidas en un “supuesto o probable” atentado terrorista.
Ayer recibí muchas llamadas de víctimas con la única intención de hablar y expresar sus sentimientos. Al contrario que otros, puedo ofrecer pruebas de lo que digo y quiero decirle al señor Jiménez que el dolor que cada uno sufre se ve aumentado cuando aparece gentuza como él y otros parecidos que banalizan el terrorismo dependiendo de quién es víctima, la nacionalidad de la víctima o de cuál es la banda autora del atentado.
¿Alguna asociación o  fundación exigirá al señor Jiménez que se retracte o que, incluso, pida perdón por sus comentarios?
A mí, como víctima del atentado en Hipercor, los comentarios del señor Jiménez en 13TV me repugnan y asquean pero ello no me pone “más cerca de los verdugos”. Si acaso, me pone mucho más cerca de la infinita mayoría de víctimas que conocemos el significado de la palabra dolor, sufrimiento, dignidad, justicia, memoria, solidaridad, sensibilidad.
Dudo de que este periodista (si lo es) sepa a qué me estoy refiriendo.

Por otro lado ¿qué puedo esperar de una cadena de televisión en la que acusaron de hacer apología del terrorismo a quienes participamos en la película “La revolución de los ángeles”? Al exigir la rectificación, la señora Cifuentes tuvo que rectificar en sus apreciaciones. Y es que no había leído la novela ni había visto la película… ése es el nivel periodístico y cultural de algunos que tienen acceso a un micrófono y a una cámara…

24 mayo 2017 (2) ABC (opinión)

24 mayo 2017



Los presos de ETA piden por carta a los Gobiernos vasco y navarro que acaben con su «sufrimiento»
Los reclusos exigen acabar con la política de dispersión «asesina» del PP

Los presos de ETA pertenecientes al colectivo EPPK han comenzado a enviar cartas a altos cargos de los gobiernos vasco y navarro en las que exigen el fin de su dispersión. Los presidentes de ambas Comunidades Autónomas, Íñigo Urkullu y Uxue Barkos; así como otros representantes nacionalistas, han recibido misivas personalizadas de los reclusos en las que les piden, «en la medida de su responsabilidad», que hagan «lo necesario» para acabar con su «situación de sufrimiento».
En sus cartas, dadas a conocer por Berria, los miembros de la banda terrorista encarcelados dan nota de la prisión en la que están “deportados” y los kilómetros que sus familiares han de recorrer para visitarlos. En este sentido, afirman que la culpa de su situación la tienen el PP y el PSOE, que pusieron en marcha hace casi tres décadas una «política de deportación y dispersión» con el «apoyo total y la asesoría precisa del PNV».
«Hoy en día, el Gobierno del PP aún se niega a traer a los presos vascos a Euskal Herria y no quiere dar por finalizada esa política asesina que castiga a familiares y amigos», sostienen en las cartas los radicales, que hacen hincapié en que se han producido «más de 400 accidentes, 16 familiares y amigos muertos y decenas de heridos, miles de menores obligados a andar de aquí para allá en la carretera y 20 presos muertos en las cárceles».
Por esta razón, se han puesto en contacto con Urkullu y Barkos y el PNV para demandarles, «en la medida de su responsabilidad, que hagan lo necesario para que termine esta situación de sufrimiento».

Opinión:

Me llama un periodista, al que conozco desde hace veinte años y que trabaja en un periódico de tirada nacional (y no es ABC) para preguntarme la opinión sobre esta noticia.
“Es que en tantos años de asistencia a víctimas del terrorismo tendrás una opinión formada sobre lo que opinan las víctimas”… la respuesta ha sido que estoy cansado de que utilicen el artículo “las”… y después le he dicho que muchas víctimas (muchas, no “las”) creemos que los terroristas deben estar en prisión hasta que cumplan el último día de condena y que nos es indiferente que la prisión esté cerca o lejos de su lugar de residencia…
Luego hay otra cuestión: ¿qué se entiende por “cercanía”? Cercanía ¿a qué lugar en concreto? ¿Al lugar en que nació, en que se crió, en que constaba su última dirección conocida antes de ser detenido o en la que estaba escondido? ¿Le importaba a sus familiares, a los que ahora protestan, donde estaba el terrorista mientras iba matando a ciudadanos inocentes por cualquier lugar geográfico?
Resumiendo, podría entrar en temas que a algunos les podrían parecer demagógicos (como la demagogia que utilizan los que exigen “acabar con su situación de sufrimiento” y hasta podría (con toda la razón) decirles que el sufrimiento real es el que causaron con sus atentados…. Pero aparte de esto, prefiero reiterar que deben permanecer en prisión hasta el último día y que si la prisión está cerca o lejos de donde ellos consideren oportuno, no me importa lo más mínimo.

Por cierto, dudo que la entrevista se publique.


24 mayo 2017 elplural.com (opinión)

24 mayo 2017




El presentador de El Cascabel acusa a sus críticos de "estar más cerca de los verdugos"

“Mi interés por saber si era el estadio de alguno de los equipos de la ciudad era para conocer el alcance del número de personas que estaban en el concierto"

Antonio Jiménez, presentador de El Cascabel al Gato, aprovechó la emisión de este martes para dar su versión acerca de los comentarios que profirió el pasado lunes al recibir las primeras informaciones de lo ocurrido en el Manchester Arena, cuando se centró en saber qué equipo jugaba en dicho estadio  y acabó asegurando que "el fútbol es lo más importante y el madrid mucho más". 
Tras la polémica generada, que ha saltado a la prensa internacional, Jiménez ha defendido su “sensibilidad hacia los hechos terroristas” que ha demostrado en varias ocasiones cuando han ocurrido atentados que han “contado durante horas” en su programa, como los sucedidos en los atentados en la Maratón de Boston, los de París, Niza… “no sé se me queda alguno por ahí”.
El presentador ha defendido que sus palabras tuvieron lugar “cuando ya nos estábamos despidiendo” y cuando los hechos se atribuían a una explosión “que algunos atribuían a un altavoz e incluso se hablaba de un tiroteo, pero en ningún caso se cita que hubiera víctimas o que se tratara de un atentado”.
“Mi interés por saber si el Manchester Arena era el estadio de alguno de los dos equipos de fútbol de la ciudad era para conocer el alcance del número de personas que estaban en el concierto de Ariana Grande”, ha defendido Jiménez. “Eso llevó a Paco Marhuenda a decirme, después de haber gastado alguna broma acerca de la conquista de la liga por el Real Madrid, que el fútbol no era todo en la vida. Y yo le contesté irónicamente que lo era y el Real Madrid mucho más. Y ahí concluimos el programa y ahí concluyó todo”, ha añadido.
“En ese momento no había información sobre lo ocurrido en Manchester salvo el desalojo del Manchester Arena, pero nadie hablaba de atentado terrorista, insisto”, ha defendido. Por ello, cree que las noticias sobre sus palabras están “fuera de contexto” porque no se sabía que era un atentado. “Pero ello no ha sido óbice para que algunos medios digitales hayan titulado y mantenido su información manipulada y descontextualizada, en lugar de preguntar y aclararla. Así que, a esos medios, mi indiferencia”, ha concluido.
Pero los ataques de Jiménez no se han quedado ahí porque en una conversación con el diario El Mundo, donde también se acoge a la teoría de la 
descontextualización, el presentador va más allá y señala que "algunos medios que han contado la historia han estado más cerca de verdugos que víctimas".

Opinión:

Siempre ocurre lo mismo cuando aparecen aquellos que, pese a equivocarse, siguen intentando excusar sus errores o sus mentiras. Leyendo las palabras del señor Jiménez puedo entrever que si lo ocurrido hubiera sido un tiroteo o la explosión de un altavoz, habría que reirle las gracietas y, por lo tanto, los seres humanos que pudieran morir por esas dos causas no serían tan importantes como las habidas en un “supuesto o probable” atentado terrorista.
Ayer recibí muchas llamadas de víctimas con la única intención de hablar y expresar sus sentimientos. Al contrario que otros, puedo ofrecer pruebas de lo que digo y quiero decirle al señor Jiménez que el dolor que cada uno sufre se ve aumentado cuando aparece gentuza como él y otros parecidos que banalizan el terrorismo dependiendo de quien es víctima, la nacionalidad de la víctima o de cual es la banda autora del atentado.
¿Alguna asociación o  fundación exigirá al señor Jiménez que se retracte o que, incluso, pida perdón por sus comentarios?
A mí, como víctima del atentado en Hipercor, las declaraciones del señor Jiménez me repugnan y me asquean pero ello no me pone “más cerca de los verdugos”. Si acaso, me pone mucho más cerca de la infinita mayoría de víctimas que conocemos el significado de la palabra dolor, sufrimiento, dignidad, justicia, memoria, solidaridad, sensibilidad.
Dudo que este periodista (si lo es) sepa a qué me estoy refiriendo.

Por otro lado ¿qué puedo esperar de una cadena de televisión en la que acusaron de hacer apología del terrorismo a quienes participamos en la película “La revolución de los ángeles”? Al exigir la rectificación, la señora Cifuentes tuvo que rectificar en sus apreciaciones. Y es que no había leído la novela ni había visto la película… ese es el nivel periodístico y cultural de algunos que tienen acceso a un micrófono y a una cámara…


martes, 23 de mayo de 2017

23 mayo 2017 La Vanguardia (opinión)

23 mayo 2017

Metedura de pata de Antonio Jiménez al informar del atentado de Manchester

El presentador de ‘El Cascabel’ en 13TV quitó importancia al incidente y bromeó sobre el lugar de la explosión 


El atentado perpetrado en la noche del lunes en Manchester al término del concierto de Ariana Grande pilló por sorpresa a los programas que en ese momento estaban emitiendo en directo. Uno de ellos, El Cascabel de 13TV, hacía un paréntesis en la información política para dar la última hora de las dos explosiones ocurridas en el exterior del Manchester Arena.Debido a una serie de contradicciones en las informaciones –se vivió mucho caos en los minutos siguientes a la deflagración y no se había confirmado todavía que se trataba de un atentado- Antonio Jiménez, su presentador, prefirió quitar importancia al incidente y bromear poniendo al fútbol como protagonista.“¿Qué ha pasado en Manchester? Ha habido alguna explosión en el estadio del Manchester Arena, este no es el del Manchester United, ¿no?”, preguntaba a Javier de Hoyos que lleva las redes sociales y que comenzó a relatar lo que hasta ese momento se conocía sobre el suceso. En esos instantes, las autoridades advertían a los ciudadanos que no se acercaran hasta el lugar de los hechos hasta que se supiese qué había pasado. Había informaciones que apuntaban al estallido de un altavoz, otras de un tiroteo.“¿Ese es el estadio tiene algo que ver con el Manchester United o el Manchester City?”, cuestionaba Antonio Jiménez.


“Los que somos futboleros no tenemos constancia de que el Manchester Arena sea el estadio de los dos equipos”, bromeaba el presentador mientras se mostraban imágenes del recinto.


A lo que uno de sus colaboradores habituales, Francisco Marhuenda, aparecía en antena para replicar la contestación de Antonio con un: “Te voy a dar una lección, querido hermano, hay algo más aparte del fútbol”. Jiménez, categórico, seguía en sus trece: “No señor, el fútbol es lo más importante y el Madrid mucho más”. Esta última frase generó polémica en las redes sociales, que no dudaron en criticar el periodista por su falta de rigor. 

Opinión:

Ver las imágenes del presentador (no se si también periodista) tras tener datos de la noticia, sonriendo y creyéndose simpático con sus comentarios “deportivos” (más bien de hooligan chapucero) me hace pensar que, por suerte, no tuvo que cubrir atentados como el de Hipercor o muchos otros, entre otras razones porque estas emisoras no existían entonces…
Dato curioso, porque estábamos treinta años más cerca del final de aquella dictadura. ¿Entonces no y ahora si? Qué nivel, Maribel…

Y como también sospecho que ideológicamente es cercano a Alfonso Rojo me gustaría saber su opinión sobre el siguiente tuit. ¿Sería capaz de hacer chascarrillos también sobre las víctimas del atentado en Hipercor o con utilizar a alguna en concreto ya se sienten realizados?





Cuando, basándose en las mentiras de alguien, "un periodista informa a sus seguidores"

lunes, 22 de mayo de 2017

22 mayo 2017 (19.05.17) El Mundo del Siglo XXI (opinión)

22 mayo 2017 (19.05.17)



Campañas del PP bajo sospecha

La Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) ha destapado cómo durante años se financiaron ilegalmente las campañas del PP en Madrid. El partido presidido por Esperanza Aguirre cometió «numerosas irregularidades, muchas de ellas de relevancia penal, que suponen una profunda quiebra de las normas que regulan el régimen electoral y que atentan contra los principios que pretenden salvaguardar, como son el necesario equilibrio en la concurrencia electoral y un grado aceptable de pluralismo político», dicen los informes sobre el caso Púnica.
Según la Guardia Civil, al menos tres elecciones (autonómicas de 2007, generales de 2008 y autonómicas de 2011), cuyos candidatos fueron el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y Esperanza Aguirre, ex presidenta de la Comunidad de Madrid, fueron financiadas de forma ilegal. Durante meses de investigación a partir de unas anotaciones en la agenda de Francisco Granados, los agentes han tirado del hilo para descubrir un entramado creado para engañar al Tribunal de Cuentas y pagar ostentosas campañas.
Contratos públicos amañados, pagos opacos de empresarios, subvenciones de la Comunidad de Madrid mal utilizadas, fundaciones afines, facturas falsas y vulneración de la Ley Electoral fueron los métodos que la UCO señala que fueron utilizados para cometer el fraude.
Sus cabecillas, según los informes, fueron Francisco Granados, ahora próximo a la libertad condicional, que fue director de campaña y conseguía donaciones; Ignacio González, encarcelado por el caso Lezo, que otorgaba subvenciones destinadas a pagar actos electorales; y Beltrán Gutiérrez, ex gerente del PP de Madrid, «encargado de gestionar y recepcionar fondos opacos con la finalidad de financiar irregularmente gastos electorales del PP».
Los investigadores han comprobado cómo el gerente guardaba en su dormitorio una contabilidad B, escondida en las páginas del libro Principios de economía de empresa. De aquella contabilidad surgieron muchas correspondencias con las anotaciones de Granados, que en su agenda redactó una columna de ingresos de empresarios como Javier López Madrid y su correspondiente salida en cantidades idénticas a Beltrán, que lo destinaba a las campañas.
La Fiscalía Anticorrupción resume en otro informe que se inflaron los «excesos electorales» de aquellos años en más de cinco millones respecto a lo declarado. Concretamente, 2.685.000 euros de más en 2007, 685.000 en 2008 y 1.546.000 en 2011. Y abundando más en las responsabilidades, destaca cómo una «red de decisión y ejecución cohesionada» entre altos cargos del PP consolidó esta estructura ilegal. Sin citarla, alude a la propia Aguirre como parte de la trama, puesto que ve coincidencias entre cargos orgánicos del partido, de la fundación Fundescam, del Gobierno de la Comunidad y autorizados en cuentas. Y en todos ellos estaba Aguirre.
Añade la Fiscalía que «se instrumentó un sistema de recompensas a los donantes con contratos públicos de la Comunidad de Madrid». Y para engañar al Tribunal y a la Cámara de Cuentas, el PP de Aguirre camufló pagos a los proveedores de esas campañas a través de otras empresas que abonaban las facturas, o de la ya conocida Fundescam, la fundación presidida por Aguirre que pagaba a los proveedores con dinero procedente de subvenciones o de empresarios.
Por ejemplo, a la proveedora de actos de la campaña de 2007 Back RVS se le abonaron 980.000 euros de manera fraccionada y desde diversos pagadores, entre los que estaba Fundescam. Igual ocurrió con Escuela Europea de Dirección y Empresas, que con la anterior era «parte integral del entramado empresarial del PP para encubrir gastos electorales por encima de los límites legales».
Pagos por valor de 800.000 euros incumplieron la normativa electoral porque se abonaron en diferido, más de cuatro meses después de finalizar las elecciones. Se sufragó una parte de los gastos (cerca de 600.000 euros) con la cuenta de funcionamiento del PP, que no podía utilizarse para eso, con objeto de «sustraer los gastos al control de la Cámara de Cuentas».
El caso de Fundescam es quizá el más paradigmático, aunque no el único. Esta fundación recibía dinero de empresarios afines, como Arturo Fernández, pero 10 días después de las elecciones dejaba de ingresar. Recaudó hasta 350.000 euros por esta vía, en la que se incluyen pagos de la patronal madrileña. También ingresó dinero de la Fundación Cajamadrid, que no sólo pagó a Fundescam, sino a la fundación Dos de Mayo.
Fundescam pagaba facturas de actos electorales y, al año siguiente, con sus cuentas casi a cero, Ignacio González le concedía una subvención para proyectos nunca realizados y se volvían a pagar las deudas con proveedores. González fue patrono de Fundescam hasta que, como resaltan los agentes, el PP se molestó en dejar más claro de lo habitual que ya no lo era, y por eso podía conceder subvenciones.

Más mecanismos

Pero había muchos más mecanismos de financiación. Empresas públicas, ayuntamientos y organismos regionales, por ejemplo, que entregaron al empresario Daniel Mercado más de 18 millones en cinco años, y se sospecha que una parte retornó al partido. O los contratos públicos presuntamente amañados, como el de la cafetería de la Asamblea de Madrid a Arturo Fernández. O las grandes obras públicas de Transportes, donde OHL está bajo sospecha y el juez investiga todas sus adjudicaciones. Y los contratos de Price Waterhouse e Indra con ICM, Informática de la Comunidad de Madrid, también parte de esta operación Púnica.
Según la UCO, en la campaña de Rajoy de 2008 «se detectaron gastos electorales que habrían sido abonados al margen de la cuenta corriente de la campaña y habrían sido pagados a través de subvenciones públicas concedidas por la Comunidad de Madrid». Se pagaron gastos de «Imprenta» en concepto de «Tríptico» a la empresa Emfasis por valor de 22.700 euros, pero en la factura se aseguraba que el pago se había efectuado por una falsa «Edición del Programa y los cursos» de Fundescam. Así se pagaron gastos por 200.620 euros. Sin embargo, al igual que con los trípticos, esos gastos se camuflaron con facturas inventadas de supuestos «Cursos de edición de vídeo» y «Jornadas de diseño gráfico».
Volvieron a aparecer de manera relevante empresas como Digital Plane, Croma 21 o Back RVS, vinculadas al empresario Ricardo Vázquez Segura, considerado uno de los integrantes del «entramado empresarial del PP regional para encubrir la prestación y financiación de gastos electorales por encima de los límites legales». Ya en 2011, los gastos fueron «de carácter más disperso y escaso probablemente porque ya había salido a la luz» Gürtel.
Con información de Marisa Recuero, Esteban Urreiztieta, Ángeles Escrivá y Fernando Lázaro.

Opinión:

Ahora que se acercan los 30 años desde el atentado en Hipercor quizás estoy muy susceptible y leyendo algunas informaciones me vienen a la mente pasajes del pasado. Leyendo que hay quien sospecha oscuros pagos y oscuros “mecanismos de financiación” mi neurona se despierta y me recuerda que todavía no tengo demasiado claro cómo o quien financió ciertas manifestaciones que cierta asociación (con el apoyo de otras) organizaron contra el, les gustara o no, gobierno elegido democráticamente en España. Hablo de mediados de la pasada década…
Es uno de los muchos temas que, de cuando en cuando, aparecen en conversaciones entre víctimas… como las que hoy he mantenido con algunas explicándoles el acto que el Ayuntamiento de Barcelona llevará a cabo el sábado 17 de junio. Un acto en el que, entre otras cosas, no tomará la palabra ningún representante de ningún colectivo social, policial, político o militar…